403 PERSONAS DESAPARECIDAS EN QUERÉTARO: GRUPO T´EK ÉI

*Exigen al gobierno que trabajen de manera prioritaria en el tema

 

A través de un comunicado de prensa el grupo T´ek éi externó su preocupación por el creciente número de personas reportadas como desaparecidas, víctimas de trata de personas, homicidios y feminicidios en Querétaro, así como las consecuencias psicosociales que han dejado no solo en las víctimas directas de cada uno estos los delitos, sino en sus familias y comunidades.

Por tal motivo, hicieron un llamado de exigencia a las autoridades para que trabajen de manera prioritaria para garantizar que mujeres y hombres en el estado vivamos una vida libre violencia asegurando que nuestro derecho a la vida, la libertad, la información transparente, la seguridad y el acceso a la justicia jamás serán violados.

Durante el 2015, un total de 403 personas fueron reportadas como desaparecidas ante Ministerio Publico en Querétaro1 , de las cuales 195 fueron varones (151 adultos y 44 niños) y 208 mujeres (67 adultas y 141 niñas).

La Ley para Prevenir, Investigar, Sancionar y Reparar la Desaparición de Personas en el Estado de Querétaro, es muy clara, en su Art. 7 menciona que el Gobierno está obligado a “… iniciar de manera eficaz y urgente las acciones para lograr la localización y el rescate de la víctima que haya sido reportada como desaparecida”, sin embargo las familias de la personas desaparecidas siguen siendo víctimas de violencia institucional durante las denuncias y búsqueda, las y los desaparecidos son culpabilizados y criminalizados por la situación en la que se encuentran y en algunos de los casos los Agentes del ministerio público encargados de recibir las denuncias muestran conductas discriminatorias que traen como consecuencia la no activación de la Alerta AMBER en el caso de niñas y niños desaparecidos o la lenta investigación en casos de mujeres y hombres jóvenes.

SITUACIÓN DE NIÑAS Y NIÑOS

Para grupo T´ek éi es de especial preocupación la situación de vulnerabilidad que viven niñas y niños reportados como desaparecidos, así como las omisiones, negligencias y burocracia existente en la activación adecuada y urgente del Protocolo Alerta AMBER, ya que de los 185 casos de menores reportados como desaparecidos en 2015, el 93% de los casos no fueron beneficiados con la activación, es decir solo fueron activadas 13 Alertas AMBER, algunas de ellas emitidas más de 24 horas. después de su reporte, omisiones que manifiestan la falta de estrategias adecuadas para salvaguardar los derechos de la niñez plasmados en la Constitución de los Estados Unidos Mexicanos y en la Convención sobre los Derechos de la Niñez, ratificada por México.

SITUACIÓN DE MUJERES

Durante el 2015 fueron reportadas como desaparecidas un total de 208 mujeres, 141 niñas y 67 adultas, el 60% del total de los casos corresponden a menores de entre los 11 y 17 años de edad. Para las cuales solo fueron activadas un total de 8 Alertas AMBER, situación que pone en evidencia discriminaciones basadas en género por parte de las y los servidores públicos encargados de recibir las denuncias y activar la Alerta AMBER. Manifiestas atreves de frases como “se fue con el novio”, “se fue de fiesta” o culpabilizando a las madres por no ser buenas “cuidadoras”.

Dichas conductas no hacen más que fomentar y legitimar la violencia feminicida en el Estado, La falta de compromiso, sensibilidad y capacitación de las y los servidores públicos representan un riesgo para las víctimas.

Dichos datos fueron recabados por T´ek´ei a través del monitoreo realizado del 1 de enero 2015 al 2 de enero de 2015 a la base de datos de personas reportadas como desaparecidas en el estado, publicada en la página web de la Procuraduría General de Justicia del Estado de Querétaro mujeres en situación de desaparición, quienes son vulnerables a ser víctimas de otros delitos como la trata de personas y los feminicidios, en relación a estos últimos fueron registrados por T´ek´ei un total de 23 casos en 2015, 7 de los casos corresponden a mujeres previamente reportadas como desaparecidas y localizadas sin vida entre 3 y 18 días después de iniciada la denuncia.

Sobre mujeres víctimas de trata de personas, a través de solicitudes de acceso a la información, la PGJE dio a conocer que de 2011 a 2014, un total de 29 mujeres fueron rescatadas o presentadas ante el MP victimas de dicho delito, sus edades oscilan entre los 14 y 21 años de edad, originarias de Querétaro, Edo. De México, Hidalgo, Distrito Federal y San Luis Potosí, explotadas sexualmente en Bares, agencias de modelaje, casas de cita y la vía publica en los municipios de Ezequiel Montes, Pedro Escobedo, Querétaro y San Juan del Río, sin embargo se desconoce cuántas de las mujeres se encontraban reportadas como desaparecidas en su lugar de origen, así como las mujeres víctimas de este delito durante el 2015, en el Estado y en el resto del país.

SITUACIÓN DE HOMBRES

En lo que corresponde a los hombres en situación de desaparición en el Estado, la problemática ha sido igualmente invisibilizada, sin embargo durante el 2015, 195 varones, en su mayoría adultos, fueron reportados como desaparecidos.

Ellos al igual que las mujeres son víctimas de discriminación múltiple en los MP, cuando los agentes encargados de recibir las denuncias revictimizan a las familias con frases como: “seguro andaba metido en malos pasos”, “seguramente tenía una amante”, “así son los jóvenes, seguro anda de fiesta”, frases que tienen como objetivo criminalizar y culpabilizar a las víctimas y sus familias sobre la situación de vulnerabilidad que viven, justificando sus omisiones y negligencias al no iniciar de manera inmediata las diligencias necesarias para dar con su localización y rescate según sea el caso.

Las omisiones y negligencias presentes en los casos de hombres desaparecidos han traído graves consecuencias sobre sus vidas y las de sus familias, como en el caso de la localización de un hombre adulto desaparecido en Querétaro y víctima de trata de personas con fines de mendicidad y trabajo forzado en otro estado del país o la localización sin vida de 3 hombres jóvenes quienes fueron reportados previamente como desaparecidos en el estado durante el 2015 y localizados hasta 4 meses sin vida.

Crímenes que siguen impunes y por los cuales no se les ha proporcionado medidas de protección a las familias, las cuales se encuentran en riesgo al no tener la certeza del paradero e intenciones del o los homicidas.

Poco se habla de los hombres victimas de trata de personas en Querétaro, sin embargo es uno de los delitos a los cuales se vuelven vulnerables los varones en situación de desaparición, quienes son igualmente engañados o captados en redes sociales, ofrecimientos de trabajo etc. para trasladarlos fuera de su lugar de origen y posteriormente explotarlos.

A través de una solicitud de acceso a la información pública la PGJE respondió que en 2012 un hombre de 23 años de edad, originario del Distrito federal fue localizado víctima de trabajo forzado en un bar ubicado en Ezequiel Montes, en 2013 un niño de 7 años de edad, originario de esta entidad federativa fue localizado víctima de trata de personas con fines de mendicidad en el municipio de Querétaro.

Asimismo manifiestan que la localización de las persona desaparecidas sin vida o víctima de trata de personas, no habla de justicia si no del poco compromiso existente en las instancias encargadas de administrar y procurar justicia en estado, lo cual promueve y perpetua la impunidad.

Exigen también la localización con vida de todas las personas desaparecidas en el estado, así como disculpas públicas y reparación del daño para todas las familias cuyo desaparecido fue localizado días o meses después víctima de la comisión de otro delito a consecuencia de las omisiones. Y las sanciones correspondientes a todos/as las servidores públicos que obstaculizaron las investigaciones y el acceso a la justicia de cada una de las víctimas.

Ante tal situación exigen a los tres niveles de gobierno y sus respectivas instituciones:

 

  • Que procedan a realizar el máximo esfuerzo para proteger los derechos de mujeres y hombres sin distinción etaria, de clase y género para prevenir que sean víctimas de violencia, explotación, o cualquier situación que entorpezca y dificulte su sano e integral desarrollo y emprendan acciones de manera inmediata, tales como:
  • Actualizar diariamente la página electrónica de la Procuraduría, que contenga la información personal necesaria de todas aquellas personas reportadas como desaparecidas, incluyendo: Número de expediente y/o averiguación previa, nombre, edad, estatura, señas particulares, municipio y/o lugar de desaparición, ropas que vestía y observaciones.
  • La inmediata y correcta activación de la Alerta AMBER cuando se tenga la desaparición de una niña, niño o adolescente.
  • La urgente implementación de protocolos de búsqueda específicos para mujeres víctimas de desaparición y trata.
  • Que el sitio web de la PGJQ actualice constantemente la base de datos que brinde a la ciudadanía información certera sobre personas desaparecidas.
  • Que la PGJQ expliqué los criterios por los cuales solo 2 de los 23 feminicidios han sido tipificados como tal.
  • Que ante el número de mujeres víctimas de desaparición, trata de personas y feminicidio en Querétaro, se active una alerta de género.
  • Que la PGJQ dé a conocer inmediatamente la información desagregada de las 403 personas desaparecidas en 2015: 1) Situación actual de la persona; 2) si son desapariciones de forma voluntaria o involuntaria; 3) el número total y fecha exacta de personas localizadas; 4) se especifique cómo, cuándo, dónde y en qué circunstancias se localizaron; 6) cuántas y cuáles de estas fueron localizadas víctimas de trata, secuestro, homicidio y feminicidio.
  • Que se realicen las debidas investigaciones para evitar la revictimización de las personas que padecen delitos de trata, desaparición y feminicidio.
  • Que se garantice que ningún agravio por trata, desaparición y feminicidio quedará impune.
  • Que se repare de forma integral el daño.
  • Que se garantice la no repetición del daño.
  • Que se brinde capacitación constante y sistemática con perspectiva de género a todas y todos los funcionarios y servidores públicos encargados de cumplir y hacer cumplir la ley.
  • Que se trabaje de forma conjunta e interinstitucional para garantizar que todas las personas podamos ejercer de manera plena, informada y segura todos nuestros derechos; y que en caso de violación a nuestras garantías, podamos acceder a procesos de justicia pronta y expedita con perspectiva de género.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *