La Ardilla de Marcos: Las famosas concesiones en la “Ciudad de Todos”

Por Albín y compañía

 

Municipio de Querétaro S.A de C.V

Con bombo y platillo se anunció que el municipio de Querétaro, dejará de ofrecer los servicios de recolección de basura, separación de basura y alumbrado público, que ahora pasarán a ser suministrados por particulares.

El tema deja muchas incógnitas, por ejemplo, a quiénes serán otorgadas estas concesiones y si las empresas responsables tendrán la capacidad técnica-operativa para brindar estos servicios en una de las ciudades más crecientes en población en todo el país. Sin lugar a dudas, como ya lo han manifestado diferentes actores políticos y sociales, el gran reto que enfrenta la administración de Marcos Aguilar, de ahora en adelante, es el de la transparencia, un tema que comienza a ser la piedrita en el zapato de la administración capitalina.

Sumado a las dudas en materia del servicio mismo, se coloca el más importante y preocupante, ¿qué va a pasar con los casi mil trabajadores que el municipio tenía en su nómina para la prestación de los servicios que ahora serán otorgados por particulares? Al quedar los servicios mencionados en manos de concesionarios, estos trabajadores quedarán sin empleo, seguramente viene un “manojo” de demandas laborales para la administración de Marcos Aguilar, que ya se dice que no liquidará a estos empleados conforme corresponde por ley, sino por debajo de ello. Falta ver las reacciones de los representantes de estos trabajadores y hasta dónde están dispuestos a luchar por una liquidación “digna”.

La sorpresa de esta aprobación mayoritaria en el cabildo capitalino, se dio en que la mayoría de los regidores aprobaron estas condiciones sin aspavientos; ¿alguna negociación anticipada y “”discreta”?

Pendientes

Dentro de las inconsistencias encontradas por la actual administración del municipio de Querétaro, a sus antecesores, es la “rebaja” que se dio en la venta del antiguo lienzo charro, y es que en el Tribunal de Responsabilidades Administrativas de la capital, se habla de hasta un 40 por ciento en la depreciación del precio de venta de este inmueble; viene al recuerdo el nombre de Carlos Rentería, quien ya fue inhabilitado del servicios público, por irregularidades cometidas durante el periodo 2012-2015, habrá que ver quiénes se suman a la lista.

Torito

Para no perder la costumbre, en Querétaro se copió uno de los esquemas de seguridad que se manejan ya en otras entidades, en esta ocasión el Torito de la capital nacional; no obstante los pros y contras que se han expresado por la sociedad, habrá que ver si el municipio y autoridades que participan tendrán la capacidad para tener un “alcoholímetro” digno y a la altura, cabe recordar que al inicio de esta administración, el secretario de Seguridad Ciudadana, Juan Marcos Granados Torres, denunció que los dispositivos para la medición de alcohol que tenía la dependencia a su cargo, estaban en mal estado y tuvieron que ser enviados a mantenimiento.

 

 

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.